All for Joomla All for Webmasters
195 1

La sal es uno de los elementos que nunca ha desaparecido de la cocina desde los tiempos antiguos. Aunque hace siglos era considerado un bien preciado, hoy se puede comprar sal a precios muy asequibles.

Hay muchos efectos secundarios por el uso indiscriminado de cloruro de sodio en la dieta ya que tiene consecuencias como la hipertensión, problemas renales y retención de líquido. Sin embargo, la sal puede ser una gran ayuda al limpiar el hogar. Si por ejemplo el doctor te prohíbe consumir sal, puedes tomar ventaja de utilizarla para la limpieza del hogar.

Uso de sal en el hogar

  • Mantener flores frescas por más tiempo añadiendo una pizca de sal al agua en el vaso.
  • Control de malas hierbas en el jardín vertiendo la sal en las grietas del pavimento o bordes, donde éstas tienden a crecer.
  • Incrementar el fuego lanzando sal encima de las llamas.
  • Eliminar el hielo de los caminos y veredas por aspersión sobre la nieve o la escarcha, también es muy útil la sal para evitar que el hielo se pegue al suelo.
  • Evitar heladas sobre las ventanas del coche fregando con una esponja empapada en agua y sal.
  • Alejar las hormigas por aspersión en la entrada de tu hogar, alrededor de las ventanas y por debajo de las puertas.
  • Secar ropa en invierno, poniendo un puñado de sal en el último ciclo de enjuague para evitar que la ropa de congelamiento en la línea de fuera.
  • Desodorizar los zapatos rociando un poco de sal en el interior. Eliminará la humedad y mal olor.
  • Proteger los muebles de mimbre y les impiden dar vuelta amarillo aplicando sal con un cepillo húmedo y dejarlo secar al sol.
  • Alargar la vida de las esponjas de baño o la cocina. Después de usarlos, remójelas en agua salada.

10 usos de la sal para limpiar

1. La sal para limpiar las sartenes: muchas veces, se nos queman las ollas o sartenes. Una manera de eliminar estas manchas de grasa es utilizar sal. Coge un puñado de sal y frota la sartén con una toalla de papel. Después, enjuaga con agua y utiliza jabón para eliminar los restos que puedan quedar.

2. Limpiar el horno: tras el cocinado en el horno, se producen manchas de grasa o salsas. Esto genera malos olores y bacterias. Además, se trata de manchas difíciles de eliminar. Una forma de quitar la grasa acumulada en el horno es utilizando sal. Basta con humedecer un poco de sal y frotar sobre las manchas con un trapo.

3. Eliminar las manchas del fregadero: para limpiar las manchas del fregadero, mezcla sal con un poco de aguarrás, aplícalo y deja actuar 15 minutos. Después aclara con agua y utiliza un poco de jabón para eliminar los restos.

4. Limpiar utensilios de hierro: podrás limpiar cualquier utensilio de hierro manchado de grasa espolvoreando sal por encima y dejándolo reposar unos minutos. Después lava el utensilio de cocina como haces, normalmente, en el fregadero.

5. Limpiar la cafetera: las cafeteras se llenan de manchas y suciedad con el uso. La sal también es útil para este caso. Llena la jarra de hielo y sal, agota la mezcla y deja reposar media hora. Por último, aclara la cafetera con agua fría.

6. Limpiar la plancha: la plancha suele acumular suciedad que pueden arruinar las prendas. Para limpiarla vierte sal sobre papel encerado y pásalo por la plancha a temperatura media. Cuando esté fría, limpia los restos con un paño humedecido.

7. Eliminar las manchas de la tabla de cocina: la tabla absorbe humedad y manchas propias del cocinado. Para quitar todas las bacterias que puedan quedar acumuladas, humedece un poco de sal y frota la tabla. Deja reposar unos 5 minutos, aproximadamente, y aclara.

8. Adiós a la manchas de desodorante: las propiedades blanqueadoras de la sal te ayudarán a eliminar las manchas de desodorante que quedan en la ropa. Calienta medio litro de agua y mézclalo con 4 cucharadas de sal y remoja la ropa en la mezcla durante un par de horas.

9. Desatascar las cañerías: muchos productos que contienen productos químicos pueden resultar peligrosos para desatascar las cañerías. Vierte cinco cucharadas de sal diluida en un litro de agua hirviendo y vierte el producto por la cañería poco a poco.

10. Pulir metales: el polvo y la suciedad estropea los artículos de plata, oro y acero. Mezcla sal con un poco de vinagre y frota estos artículos para eliminar esta suciedad acumulada.



Join the Conversation


Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer el mejor servicio. Al continuar navegando, consideramos que aceptas su uso. Ver Detalles | cerrar